Llaman a declarar a los jóvenes que destrozaron la casa rural de A Baña


La Guardia Civil ha comenzado a interrogar a los participantes en la fiesta ‘destroyer’. Los padres pretenden llegar a un acuerdo y evitar así que el asunto llegue a los tribunales.
Los jóvenes que participaron en los actos vandálicos cometidos el pasado 6 de abril durante la celebración de la fiesta de cumpleaños de una joven de Santiago que concluyó con una casa de turismo rural de A Baña destrozada están siendo llamados a declarar ante la Guardia Civil de Negreira, que investiga las causas de este episodio de violencia juvenil.
Según informó el abogado de la propietaria del establecimiento, que permanece cerrado desde que se produjeran los hechos, en los últimos días un grupo de padres de los jóvenes que participaron en la fiesta destroyer han vuelto a mostrar su interés en alcanzar un acuerdo entre ambas partes, asumir los daños causados en la casa de turismo rural y evitar así que el asunto se resuelva en los tribunales.