El origen de la siesta

177_gEl origen de la siesta
El origen de la siesta, uno de los deportes nacionales para muchos españoles, es desconocido por la mayor parte de ellos. ¿Dónde surgió la siesta? Aunque parezca mentira en Roma, era una obligación o una regla de San Benito. Había que guardar reposo y silencio después de la conocida como ´sexta hora´, la hora de más calor para los hablantes del latín. Ahí tuvo también su origen la palabra “sextear” o “guardar la sexta”, que después se deformó en el popular “sestear” o “guardar la siesta”.

Aunque los expertos no se ponen de acuerdo de cuánto tiempo hay que destinar a este reposo, sus beneficios son numerosos: libera de tensiones, carga de energía para afrontar el resto de la jornada, si bien hay que disfrutarlo en su justa medida. Camilo José Cela la definió como el yoga ibérico, será por algo.
IM003614No obstante, los españoles no somos los primeros en el ranking europeo a la hora de echarse la siesta. Una encuesta realizada en cinco países europeos, publicado en la revista científica ´Neurology´, desveló que los que se echan la siesta con más frecuencia son los alemanes, con un 22% de ciudadanos que asegura incluir este hábito en su vida cotidiana. Tras ellos se sitúan los italianos, con un 16%, y los británicos, con un 15%. Sólo un 9% de los españoles aseguró practicar esta costumbre al menos tres veces por semana, frente al 8% de los portugueses, que ocupan el último lugar en el ránkig.

Como Dormir la Siesta
Para disfrutar completamente de una siesta es muy importante comer bien con amigos y/o en familia:
• La siesta real se hace en la cama, pero un sofá cómodo también está bien.
• El tiempo es muy importante. Una siesta debe ser de 15 o 30 minutos, no más.
• No dejes que nada te moleste. La siesta es algo muy serio. Algunas personas no pueden disfrutar de una siesta si no tienen la radio o la televisión encendidas. Si este tipo de cosas te ayuda a dormir, úsalas.
• Desconecta todos los teléfonos, pero ¡usa un despertador!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *